scorecardresearch

El cono principal del volcán se rompe parcialmente

EFE
-

La nueva colada de lava, de gran tamaño, discurre en dirección al mar pero las autoridades hacen un llamamiento a la tranquilidad. La fusión de dos bocas en el oeste deja además un río de magma más fluido

La lava y el humo se elevan tras la erupción del volcán en la isla canaria de La Palma - Foto: JON NAZCA

El cono del volcán de La Palma se ha roto y deja "una colada enorme" en dirección hacia el mar, según ha constatado el Instituto Geológico y Minero de España (IGME) gracias a las imágenes de los drones.
"Se ha roto por la parte suoroeste, y deja una colada enorme de bloques muy grandes desplazándose por la ladera en dirección hacia el mar", explica el geólogo Carlos Lorenzo ante la reunión del comité director del Plan de Emergencia Volcánica de canarias (Pevolca).

El director técnico del Plan Especial de Protección Civil y Atención de Emergencias por Riesgo Volcánico (Pevolca), Miguel Ángel Morcuende, ha hecho un llamamiento a la tranquilidad de la opinión pública sobre los últimos episodios del volcán de La Palma, que aunque ha cobrado más energía desde el mediodía del viernes "se trata de una típica erupción estromboliana canaria".

"No estamos ante un volcán que haya que magnificar", pese a las dos nuevas bocas que se abrieron el viernes, la tercera abierta de este sábado o el derrumbe parcial del cono volcánico, "no es un fenómeno más explosivo de los habituales en Canarias", ha subrayado el director técnico del Pevolca.

El aumento de la actividad explosiva del volcán de Cumbre Vieja, en El Paso, ha conllevado la evacuación de los barrios de Tajuya y TacandeEl aumento de la actividad explosiva del volcán de Cumbre Vieja, en El Paso, ha conllevado la evacuación de los barrios de Tajuya y Tacande - Foto: Mauricio del Pozo/Europa Press

Esto no significa, ha agregado Morcuende, que la erupción volcánica no tenga su peligrosidad.

Sobre la rotura parcial del cono volcánico, advertida por el Instituto Geológico y Minero de España, Morcuende ha explicado que es un proceso que se produce porque el cono principal no aguanta su propio peso por el material que lanza y que acumula en su cráter.

No obstante, ha apuntado que al volcán se le hace un seguimiento monitorizado continuo.

La columna de humo se eleva más de cuatro kilómetros de alturaLa columna de humo se eleva más de cuatro kilómetros de altura - Foto: NACHO DOCE

 

Una colada más fluida y rápida

Morcuende ha comentado que ayer en la cara noroeste del cono se ha producido la apertura de dos nuevos centros de emisión que finalmente se han convertido en una sola boca con una nueva colada que se ha distribuido por encima de la que finaliza en el barrio de Todoque.

La lava que emerge de esta nueva boca transcurre más rápida debido a su alta temperatura porque proviene de partes más internas de la caldera y la lava fluye con más facilidad.

No obstante, a lo largo de la mañana se ha ido ralentizando su velocidad tal y como ocurrió con la colada surgida al inicio de la erupción.

La nueva lava avanzaba primero a unos 80 metros por hora, pero al alejarse del foco emisor se ralentiza y quizás ahora se deslice a unos 30 metros por hora, según cálculos aproximados.
Morcuende ha explicado que tras la intensidad energética del volcán en la tarde de ayer, durante la noche se ha producido un descenso en el movimiento aunque por la mañana ha vuelto a aumentar ligeramente pero de forma constante.

Asimismo ha comentado que el nuevo centro emisor que se ha abierto esta mañana se encuentra en la misma línea fisural originaria de la erupción y los expertos creen que se trata de una boca que ya estaba pero de la que ha vuelto a emerger lava.

Morcuende ha explicado que en este tipo de erupciones volcánicas a lo largo de la fisura central se pueden abrir varios centros emisores, que se pueden apagar, encender o crear nuevas salidas.

 

A dos kilómetros de la costa

La nueva colada ha recorrido unos 1.000 metros mientras que la cabeza de la lengua de lava emergida por el volcán desde el pasado domingo se encuentra a 2,1 kilómetros de la costa.

Morcuende ha detallado que en total han podido emerger 25 millones de metros cúbicos de lava.

Respecto a la sismicidad ha explicado que se encuentra en niveles bajos, aunque no se descartan movimientos que puedan alcanzar la magnitud 4 y ha apuntado que todos los terremotos registrados están vinculados al proceso volcánico que afecta a la isla.

Como ejemplo ha señalado que el enjambre sísmico detectado en el sur de la isla está vinculado previsiblemente con la boca que se ha abierto en la zona sur del cráter.

El director del Pevolca ha indicado que la calidad del aire es buena, ha recordado que de forma continúa se están haciendo mediciones y ha descartado que se produzca una lluvia ácida.

Sobre las personas desalojadas ayer de sus viviendas en Tajuya, Taconde de Arriba y Taconde de Abajo, Morcuende ha señalado que permanecerán al menos 24 horas fuera de sus viviendas hasta analizar la evolución de la erupción volcánica.