scorecardresearch

El próximo curso prevé solo dos días en la 'semana blanca'

El Día
-

El calendario escolar del próximo curso, que comenzará el 8 de septiembre, prevé que la 'semana blanca' implantada este año tenga solo el 9 y 10 de marzo, aunque los ayuntamientos tendrán 7 jornadas para complementarlas según las fiestas locales

Escolares en la entrada de un colegio. - Foto: Óscar Solorzano

El calendario escolar del próximo curso, que comenzará el 8 de septiembre, prevé que la "semana blanca" implantada este año tenga solo dos fechas, los días 9 y 10 de marzo, aunque los ayuntamientos tienen a su disposición 7 jornadas para complementar esas o en función de las fiestas locales.

El director general de Innovación Educativa, Alberto Abad, ha presentado este jueves el calendario escolar para el curso 2022-2023, que mantiene 175 días lectivos, informa Efe.

La entrada en vigor para algunos cursos de los nuevos decretos de educación ha llevado a adoptar que el curso comience el jueves 8 de septiembre, con carácter general, es decir, dos días después de lo que era habitual, pero se ha decidido dar más tiempo a los centros para implementar la nueva regulación.

Los centros de educación de adultos "arrancarán" el 12 de septiembre, mientras que en la escuela de idiomas, conservatorio y otro centros el inicio del curso será el 3 de octubre; el periodo lectivo se extenderá hasta el 23 de junio de 2023, excepto en la escuela de diseño, para la que será el día 30.

El lunes 31 de octubre se adopta como "puente" de Todos los Santos y no será lectivo; las vacaciones de Navidad se marcan del 26 de diciembre (Nochebuena y Navidad son sábado y domingo) al 8 de enero de 2023; y tras la segunda evaluación se pararán las clases el 9 y 10 de marzo, este último como Día de la Comunidad Educativa; Semana Santa ocupará un periodo del 3 al 10 de abril.

Junto a estos festivos, los consejos escolares municipales tienen la potestad para marcar siete días sin clase a lo largo del año.

Algo que en este curso podría generar dificultades, especialmente en Logroño, en función de si se decide que las clases paren en San Mateo una semana natural, del 19 al 23 de septiembre.

Así, solo quedarían otras dos fechas "optativas" en un año en el que el 6 de diciembre es martes y el 8 jueves (ambos festivos) y los ayuntamientos pueden "jugar" con los otros días de esa semana, si disponen de ellos, para crear un "puente" más o menos largo.

Si Logroño lo hace apenas tendría margen para complementar la "semana blanca" como sí ha hecho este curso.

Abad ha incidido en que el Gobierno regional sí ha decidido llevar el inicio del curso al 8 de septiembre "porque este año hubo quejas ya que algunos centros creyeron que el comienzo fue apresurado" pero "eso mismo limita hacer más descanso al final de la segunda evaluación".

No obstante, ha afirmado, las razones pedagógicas que el Gobierno esgrimió al implantar la "semana blanca", de dar descanso a los alumnos en un momento óptimo y no en función de cómo caiga Semana Santa, "se mantienen y son las mismas" pero "faltan días para hacerlo como nos gustaría", ha admitido.

No obstante, ha concluido, hasta mediados de mayo los ayuntamientos, a través de los consejos escolares, pueden hacer propuestas con los días de descanso con los que cuentan en cada municipio, que pueden complementar esas dos jornadas de marzo.