scorecardresearch

La Guardia Civil de La Rioja homenajea a los agentes retirados

El Día
-

El coronel jefe, José Antonio Cubel, agradece a los guardias que han pasado a la reserva su contribución en su servicio diario a lograr el bienestar de los ciudadanos, con motivo del 178 aniversario de la fundación de la institución

Autoridades y mandos del instituto armado, con los guardias homenajeados. - Foto: Gobierno de La Rioja

El coronel jefe de la 10 Zona de la Guardia Civil de La Rioja, José Antonio Cubel, ha agradecido este viernes a los agentes que han pasado a la reserva su contribución en su servicio diario a lograr el bienestar de los ciudadanos riojanos.

Cubel ha intervenido los actos organizados con motivo del 178 aniversario de la fundación de la Guardia Civil, a los que han asistido, entre otras autoridades, los presidentes del Ejecutivo regional y el Parlamento riojano, Concha Andreu y Jesús María García, respectivamente; la delegada del Gobierno en La Rioja, María Marrodán; y el alcalde de Logroño, Pablo Hermoso de Mendoza.

Tras imponer condecoraciones a agentes que lo han merecido en el último año, se han entregado diplomas de reconocimiento a los guardias civiles que han cesado en su destino por retiro o pasar a la reserva, y también se han concedido unas placas a los más veteranos, informa Efe.

En representación de estos últimos ha intervenido el capitán ya jubilado Enrique Moure Ballano, de 88 años, quien ha asistido junto a su hijo Enrique Moure Lavilla, teniente coronel jefe de operaciones de la 10 Zona.

Moure Ballano ha rememorado que él procede de una familia de militares y guardias civiles, desde su bisabuelo, y ha detallado que su padre teniente falleció cuando sus hijos eran muy pequeños, pero tres de ellos llegaron a capitán de la Guardia Civil.

Tras formarse de los 16 a los 19 años en el Colegio de Guardias Jóvenes de Valdemoro (Madrid), llegó al norte de Navarra en el primero de los 15 destinos que tuvo a lo largo de su carrera profesional, debido a diversos ascensos y cambios de especialidad.

Así, todos sus hijos nacieron en un destino diferente, y ha recordado que fueron años "muy duros", en los que "no se contaban las horas de servicio".

Por último, ha reiterado su "amor a la Guardia Civil" y su "orgullo" por haber pertenecido a un cuerpo que se ha sabido adaptar a los nuevos tiempos.

El acto ha concluido con un homenaje a los fallecidos en acto de servicio y por enfermedad, tras lo que los asistentes han entonado el himno de la Benemérita.