scorecardresearch

La Escuela de Pastoreo de Brieva arranca a final de año

El Día
-

Brieva de Cameros ha apostado por potenciar un medio de vida que en el municipio de las 7 Villas se erige como una auténtica tradición

Vista de las obras del pabellón que albergará al rebaño de la Escuela - Foto: El Día

Brieva de Cameros quiere sacar provecho de lo que para la localidad enmarcada en las 7  Villas constituye un medio de vida convertido en tradición. La ganadería y el pastoreo ha formado siempre parte del municipio riojano y tanto la consejería de Agricultura, Ganadería y Desarrollo Rural como el propio Ayuntamiento han apostado porque siga siendo así. Allá por el año 2020 surgió la iniciativa de poner en marcha una escuela de Pastoreo con sede en Brieva. Actualmente, son tres los experimentados pastores que gestionarán la iniciativa. Uno de ellos desciende de Brieva, otro, de nacionalidad argentina, estaba inmerso en una escuela similar en Madrid y el tercero procede de Vitoria. Junto a ellos, un rebaño de mil ovejas y treinta cabras que dispondrán de su propio pabellón actualmente en obras, tal y como relata Pedro Somalo, alcalde del municipio camerano. También se está construyendo el aula donde se impartirá la parte más teórica de la enseñanza así como la residencia para los propios maestros del pastoreo. Todo ello con la idea de que «todo esté en marcha antes de que concluya este año», matiza Somalo.

Es una forma de atraer vecinos a un municipio en el que habitualmente residen algo más de veinte personas y que sufre, como la mayoría del medio rural, el azote de la despoblación. «Si los pastores viven en Brieva -señala Pedro Somalo- se mantiene el bar». De lo contrario, «este tipo de pueblos se convierten en lugares de fin de semana», razona. Hasta el momento, el bar abre todos los días «salvo los lunes por descanso semanal».

La Escuela oferta hasta diez plazas, si bien, suele «haber más demanda que oferta», aporta el alcalde de Brieva, «aunque luego no todos se dedican a la ganadería». De momento, la Escuela ha despertado el interés y entre los aspirante «hay una chica», detalla.  Somalo muestra su interés por mantener vivos localidades como Brieva, al mismo tiempo que lamenta una situación que avanza contra la voluntad de muchos. «En Brieva tenemos la experiencia de la gente mayor» que lleva toda la vida al frente de ganaderías. «Tenemos que aprovechar el saber de esta gente o corremos el peligro de que se pierda todo este conocimiento», concluye.