scorecardresearch

El Bolaños para abrir boca

Roberto Adrián Gil
-

El Grafometal inicia un nuevo intento por ascender a la Liga Guerreras en una 'Final Four' paradisíaca

Las jugadoras del Grafometal posan en el Aeropuerto de Valencia antes de poner rumbo a Lanzarote para luchar por el ascenso. - Foto: Grafometal Sporting La Rioja

El sector final por el ascenso aparece como un oasis en mitad del paraíso de Lanzarote. El Grafometal, que se desplazó durante el día de ayer a Canarias, afronta esta tarde (18.30 horas) su primera prueba de fuego donde demostrar su valía y su condición de aspirante a jugar la próxima temporada en la Liga Guerreras.

El Bolaños de Calatrava será el rival de las riojanas que ya tienen experiencia en lidiar con equipos de la zona tras derrotar en las previas al Pozuelo de Calatrava, líder del Grupo D.

El equipo de Ciudad Real llega a la cita tras vencer al Oviedo en sus dos enfrentamientos de la primera fase (26-23 como local y 26-27 como visitante).

En competición doméstica, la actitud del Bolaños ha ido en simetría con la de las logroñesas. Segundas de grupo con 45 puntos, las mismas unidades que ha cosechado un Grafometal que llega al encuentro en un buen momento de forma aunque con gran conocimiento de que será un fin de semana muy duro.

El encuentro se celebrará en el Polideportivo Titerroy con poca presencia de público peninsular, algo que penalizará, y mucho, a tres de los cuatro conjuntos participantes.

El partido, lejos de ser un mero trámite, se erige como clave para las aspiraciones de un equipo que deberá de enfrentarse, además de al Bolaños, al San Juan, anfitrión (sábado, 21 horas) y al Beti-Onak (domingo, 10 horas), rival que ha sido superior durante el tramo regular del curso.

Tras no conseguir el objetivo la temporada pasada ejerciendo como anfitrionas, el Sporting La Rioja quiere aprovechar su estancia en Canarias para volver a casa con el mejor souvenir posible, el ascenso a la Liga Guerreras.