scorecardresearch

Esclarecen una estafa de 6.000 euros a una mujer de Logroño

El Día
-

La Policía Nacional ha identificado a los supuestos estafadores, que se llevaron todo el dinero que tenía la mujer en una cuenta bancaria mediante transferencias maliciosas de internet

Un agente de policía trabaja con un ordenador. - Foto: Policía Nacional

La Policía Nacional de La Rioja ha identificado en las localidades de Gandía (Valencia) y Alcoy (Alicante) a los autores de las transferencias maliciosas a través de internet con las que sustrajeron 6.000 euros de la cuenta de una mujer de Logroño.

Según ha informado la Policía en un comunicado, los autores lograron estafar 6.000 euros, la totalidad del importe del que disponía en su cuenta bancaria la víctima, una ciudadana de Logroño, tras acceder de forma fraudulenta a la banca online de la víctima y transferir el dinero que tenía a otras cuentas bancarias controladas por la organización.

Los hechos fueron denunciados por la víctima en el mes de julio del año pasado y durante diez meses se realizó un análisis técnico de los rastros técnicos dejados por los autores en su ataque a las víctimas.

Tras esta investigación se ha podido identificar a los autores que forman la organización, un varón que actúa como cabecilla y dos mujeres como las receptoras de los seis mil euros, que habían recibido una parte del dinero por labores de “comisión.

Los integrantes de la organización poseen domicilio en Gandía y Alicante.

Ante este tipo de estafas, la Policía alerta que los cibercriminales emplean diferentes técnicas informáticas para conseguir las credenciales bancarias de sus víctimas; una vez dentro del portal de internet, pueden operar de forma rápida y lograr transferir el saldo de la cuenta a otras cuentas bancarias controladas por las organizaciones criminales.

Por ello, se aconseja a los ciudadanos y empresas acceder al a banca en internet desde la propia barra del navegador, introduciendo manualmente la dirección de la banca online o crear un acceso directo en el escritorio y no acceder nunca a través de la barra del buscador de Google, ya que, al buscar la web desde el propio buscador, podría ofrecernos referencias o webs maliciosas.

También activar el sistema de avisos de la entidad bancaria para que nos alerte cuando se realicen transferencias y otras operaciones bancarias; nunca "pinchar" sobre correos que nos remiten enlaces online para “supuestamente” actualizar contraseñas o datos personales ya que estas operaciones, cuando son legales, nunca se solicitan por esa vía, entre otras medidas de seguridad.