scorecardresearch

Las once Cofradías vuelven a las calles por Viernes Santo

El Día
-

Tras dos años de parón, la procesión del Santo Entierro en Logroño ha recorrido el Casco Antiguo en silencio y con gran emotividad

Las Cofradías de Logroño salen en procesión por el Casco Antiguo en Viernes Santo - Foto: Óscar Solorzano

Logroño ha recuperado este Viernes Santo el esplendor de la procesión del Santo Entierro, el acto central de la Semana Santa logroñesa, declarada de Interés Turístico Nacional que, después de dos años suspendida por la pandemia, ha llenado de vistosidad el Casco Antiguo de la ciudad, como ha informado Efe.

Once cofradías, con sus pasos y sus nueve bandas de tambores han partido de la Plaza del Mercado, junto al concatedral de La Redonda, en una procesión, muy concurrida de personas, de todas las edades, que han abarrotado todo el recorrido y en las que la mascarilla ha estado presente en muchos de sus rostros.

El buen tiempo también ha propiciado la salida de los once pasos en esta procesión, muy esperada por los feligreses, y convertida en una especie de museo al aire libre por el valioso conjunto artístico y patrimonial de sus imágenes, algunas de los siglos XVI y XVII y otras más contemporáneas.

Entre ellos, destacan algunos tan excepcionales como el Santo Cristo de las Ánimas o el Santo Sepulcro, cuya urna, cedida al cabildo catedralicio en 1964, es una de las mejores piezas de ebanistería de España y que este año ha estrenado andas.

Son datos facilitados a Efe por la Hermandad de Cofradías de la Pasión de la Ciudad de Logroño, organizadora de esta procesión, que data de 1940, aunque sus orígenes son mucho más antiguos, y que conforma una de las mejores y más completas puestas en escena de la Pasión en el norte de España.

Pese al numeroso público, la procesión, cuya vistosidad se ha visto aún más enaltecida con los balcones engalanados, ha desfilado ante un silencio, únicamente roto por los tambores y trompetas de las bandas de música de las Cofradías durante todo el recorrido, de unas cuatro horas de duración.

La tregua que ha dado la pandemia se ha visibilizado también en el rostro de muchas de las personas que han presenciado la procesión, después de dos años sin salir a las calles por la covid-19 en una ciudad, en la que la Semana Santa conforma uno de los momentos álgidos del año por sus arraigadas tradiciones.

Tras esta procesión, el domingo de Resurrección saldrá la que parte del cementerio de Logroño, y que no se conoce que suceda otra similar en España, y que pondrá fin a la Semana Santa de Logroño, acompañada de buen tiempo en su conjunto, lo que ha permitido celebrar, hasta ahora, todas sus procesiones.

Los pasos

A las 19:30, la procesión, organizada por la Hermandad de Cofradías de la Pasión de la Ciudad de Logoño, ha salido de la Plaza del Mercado, para recorrer las calles Portales, Rodríguez Paterna, Avenida de Viana, Marqués de San Nicolás, Merced, Portales y finalizar en el mismo punto.

En este acto, han podido verse once de los veinte pasos que cuidan las Cofradías, saliendo todas ellas en procesión:  'La Oración en el Huerto de los Olivos' (de la Cofradía de la Entrada de Jesús en Jerusalén), 'La Flagelación' (de la Cofradía de la Flagelación de Jesús), 'El Encuentro' (de la Cofradía de la Santa Cruz), 'María Magdalena' (de la Cofradía de María Magdalena), 'Jesús Nazareno', (de la Cofradía de Jesús Nazareno y Nuestra Señora de los Dolores), 'Cristo de las Siete Palabras', (de la Cofradía de las Siete Palabras y el Silencio), 'Santo Cristo de las Ánimas' (de la Cofradía del Santo Cristo de las Ánimas), 'El Descendimiento' (de la Cofradía del Descendimiento de Cristo), 'La Piedad' (de la Cofradía de Nuestra Señora de la Piedad), 'El Santo Sepulcro' (de la Cofradía del Santo Sepulcro) y, por último, 'Nuestra Señora de la Soledad' (de la Cofradía de Nuestra Señora la Virgen de la Soledad). Todos ellos narrando, al completo, la Pasión de Jesús.