La Rioja cerrará comercios y hostelería a las 17.00 horas

Bárbara Moreno
-

El Gobierno ha anunciado nuevas restricciones a partir del sábado como el cierre perimetral de Logroño y su área metropolitana, con Villamediana y Lardero. Y a partir de las 17.00 horas solo quedará abierto el comercio esencial en toda la región

La presidenta del Gobierno ha dado en esta ocasión la rueda de prensa tras el Consejo de Gobierno

Era cuestión de días. Ante el aumento de casos en La Rioja, y en concreto en la capital, el Gobierno de La Rioja ha decidido endurecer las restricciones para doblegar la curva de contagios que, según Salud, es preocupante, porque " nos enfrentamos a un muro vertical de contagios", con una incidencia acumulada de 597 casos por cada 100.000 habitantes. Hay 122 personas hospitalizadas, 77 en planta y 23 en la UCI del hospital San Pedro, y otras 22 personas en planta en el hospital de Calahorra. Así, Logroño y su área metropolitana, como Villamediana y Lardero quedarán cerradas, en una única unidad. Y,  a las 17.00 horas quedará cerrada la hostelería y los comercios no esenciales. También quedarán suspendidas todas las actividades no esenciales. Se desconoce por ahora si las academias o instalaciones deportivas, teatros, bibliotecas, museos, cines, hoteles u otros servicios quedarán abiertos a partir de esa hora. La presidenta ha reiterado que estas cuestiones quedarán clarificadas  en el Boletín Oficial de La Rioja (BOR) de este jueves. Lo que parece claro es que los comercios de alimentanción y otros productos esenciales y farmacias quedarán abiertos después de las 17.00 horas.

Estas medidas entrarán en vigor el viernes por la noche, es decir, a las 00.00 horas del sábado. Y se mantendrán hasta el 31 de enero. Además, se mantiene el cierre perimetral de toda La Rioja, se mantiene la limitación de reuniones sociales a 4 personas y el horario de toque de queda también será igual, desde las 22.00 horas y hasta las 6.00 de la mañana. Todas estas medidas se mantendrán también hasta el 31 de enero, de momento, según ha indicado la presidenta, teniendo en cuenta que cada semana se podrían modificar las medidas en Consejo de Gobierno dependiendo de la evolución epidemiológica del virus.

La presidenta del Gobierno, Concha Andreu, ha explicado que la situación es preocupante, y que las navidades han supuesto un repunte alarmante, y se prevé un aumento severo de la presión hospitalaria. 'Nos esperan semanas muy duras, quiero dejarlo claro', ha puntualizado Andreu.