scorecardresearch

El proyecto del Bretón plantea un teatro funcional y flexible

El Día
-

La obra tiene un presupuesto de unos 2 millones de euros y un plazo de ejecución de 18 meses, por lo que la previsión es que pueda estar listo en 2024 o 2025

Recreación virtual del interior del teatro, según el proyecto ganador. - Foto: Estudio Seguí

'Destinados a entenderse'. Es el lema del proyecto ganador del concurso para la ampliación del Teatro Bretón de Logroño, que firman los estudios Pereira-Royo Arquitectos y Seguí Arquitectura y Planeamiento. Un proyecto "funcional" y "flexible", como lo ha definido este martes uno de sus autores, José Seguí, que se prevé que pueda estar "para 2024 ó 2025", en palabras del alcalde Pablo Hermoso de Mendoza.

Todos ellos, junto con el decano del Colegio de Arquitectos de La Rioja (Coar), Ángel Carrero, han presentado este martes la exposición que acoge estos días la sede colegial y que muestra la treintena de proyectos que se presentaron al concurso, informa Europa Press.

Como ha apuntado Hermoso de Mendoza, "fue difícil la elección, ya que se presentaron proyectos de gran altura", si bien ha considerado que uno de los mayores méritos del ganador es "responder a las necesidades tanto culturales como estéticas" de la ampliación, que ocupará el antiguo edificio de los Juzgados, con el que se establece "ese diálogo".

"Necesitábamos ese espacio para ampliar la oferta del Teatro, para otras programaciones y para otro tipo de propuestas, más experimentales. Estamos muy ilusionados, los autores también nos transmiten que lo están, de modo que tenemos toda la confianza en que va a ser un gran proyecto", ha afirmado el primer edil.

Hermoso de Mendoza ha recordado que este trabajo viene de la mano del Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana (Mitma), que será quien financie la obra, que cuenta con un presupuesto estimado de unos 2 millones de euros, y, como ha calculado, "estará para final de este año o princiopios del próximo con el proyecto cerrado y licitado", con un plazo de ejecución de 18 meses, "esperamos tenerlo para 2024 ó 2025".

Para Ángel Carrero, "la apuesta de Seguí, Pereira y Royo se ajusta mucho al lema del proyecto, ese diálogo que se tiene que establecer entre la ciudad y lo que va a ser un edificio complementario, con una fachada urbana con acristalamiento, que relaciona ambos edificios, con un interior que se asoma al exterior y con la posibilidad de seguir creciendo".

A juicio de José Seguí, "el lema implica la obligación de entendimiento con los ciudadanos de la actividad del edificio, que esperamos que enamore y capte toda la actividad cultural prevista". "Después de más de seis teatros por todo el país, siempre el último es el 'hijo' que te hace más ilusión, pero de verdad pensamos que va a ser uno de los proyectos que va a hacer historia en la ciudad".

El arquitecto ha reseñado que la parte de la ampliación "no quiere quitar protagonismo al edificio del teatro base", por un lado, y, por otro, introduce la innovación, "con una flexibilidad para adaptarse a todas las necesidades teatrales que se le pida, será como un hijo pequeño para el teatro principal, pero ambos, obligados a entenderse".

Especial hincapié ha hecho Seguí en la "funcionalidad" de la ampliación, "esperamos que tenga un uso intensivo, no hay nada peor para un arquitecto que un edificio sin actividad". Así, está concebido "como las antiguas corralas, con una escena que es magnífica, no es un escenario con gente detrás, sino una gran sala en la que se va a poder innovar con cualquier cosa que venga".

Respecto a la fachada, ha considerado que "va a tener impacto visual, pero hemos tenido cuidado en que no reste protagonismo al teatro principal, con respeto entre ambos".

De este modo, la fachada estará formada por "elementos de cristal traslúcido, de color azulado, que dejan ver parte de lo que hay detrás, pero dejando mucho a la imaginación, a que la gente interprete lo que está pasando". "Es como un visillo de una ventana antigua, incluso como un telón de teatro, que, además, tendrá un aspecto diferente de día y de noche", ha apostillado.

Y se ha referido igualmente a la terraza superior del edificio "que será magnífica, se potencia con las tremendas vistas que tiene de Logroño, y se completa con un saloncito que tiene al lado, desde el que se puede ver la escena, va a ser un espacio mágico".

Proyecto ganador.

El pasado mes de marzo, se dio a conocer que el ganador del concurso para la ampliación del Teatro Bretón, dotado de 30.000 euros más IVA, había correspondido al lema "Destinados a entenderse" que es obra de los Estudios de Arquitectura Pereira-Royo ARQUITECTOS S.L. representado por Fernando Royo Naranjo y Estudio Seguí Arquitectura y Planeamiento S.L. representado por José Seguí Pérez.

Entonces, el jurado apuntó que, en el proyecto, "se valora la versatilidad de las salas escénicas y el aforo que permiten, la fluidez de los espacios, la ubicación del acceso al nuevo Teatro, en el extremo opuesto al actual Teatro Bretón de los Herreros, obliga al uso y disfrute del nuevo vestíbulo por completo".

Como punto fuerte, añadía, "se destaca la buena resolución de las conexiones públicas y privadas que permiten atender indistintamente a ambos edificios, simultáneamente o de forma independiente", además de resaltar que "el proyecto es respetuoso con la fachada del Teatro Bretón de los Herreros y con el Palacio de Justicia".

El concurso, igualmente, señalaba que el equipo ganador sería el encargado de elaborar el proyecto de ejecución y asimismo de asumir la dirección facultativa de las obras. El plazo para la redacción del proyecto es de 6 meses, estimando un importe total para este contrato de servicios de 347.536,20 euros (IVA incluido), que incluyendo el resto de premios asciende a 395.936,20 euros (IVA incluido).

Intervención el teatro.

El inmueble está ubicado en la calle Bretón de los Herreros nº 7-9 de Logroño, ocupando una parcela de 592 m2. Dicho edificio fue parte de la Sede de los Juzgados de Logroño hasta su traslado en 2016 al actual Palacio de Justicia de la Rioja, por lo que se encuentra actualmente desocupado y será producto de un próximo derribo que el Ayuntamiento de Logroño realizará previo al inicio de las obras de construcción del edificio objeto de este concurso.

Con este proyecto se pretende disponer de un edificio equipado con nuevos espacios escénicos que permitan completar el programa cultural de la ciudad y que responda a criterios de sostenibilidad, eficiencia energética y aspectos medioambientales que lo conviertan en modelo de referencia.

En líneas generales, contará con una sala escénica principal, una sala polivalente que permita acoger espectáculos y eventos de menor formato y un núcleo de ascensores que posibiliten una correcta comunicación entre sus distintas plantas y los del actual Teatro Bretón de los Herreros permitiendo así garantizar la accesibilidad universal en todos los espacios públicos.