CUÉNTALO tiene mucha vida

Víctor Zurrunero
-

El Festival de Narrativas de Logroño termina el sábado una edición que ha girado entorno a la temática de la muerte.

Exposición Entre dos mundos en la sala del Ayuntamiento de Logroño. - Foto: Clara Larrea

Logroño está a punto de despedir su cuarto festival CUÉNTALO. Este sábado echa el cierre una edición marcada por la Covid-19. Lejos de achicarse, la cita cultural se ha expandido por el ciberespacio ganando repercusión y visibilidad.  El Festival de Narrativas de Logroño, organizado por el Ayuntamiento, gira este año  en torno a la muerte. La cita se ha convertido en un importante evento cultural que implica también a librerías, clubes de lectura, centros educativos y otras instituciones culturales. 
Desde su inauguración el  jueves 12 de noviembre, las páginas de este cuento han discurrido por un argumento, cuya trama principal la forman ocho conversaciones  alrededor de narrativas sobre la mortalidad. El relato del festival se adereza con interesantes propuestas en forma de exposiciones, un ciclo de cine online, talleres de creación  y citas con el teatro y la música. Es un programa que mezcla los actos presenciales con actividades difundidas a través de las redes sociales. 
En las conversaciones están  participando escritores, cineastas, dramaturgos, editores, guionistas o artistas gráficos. Nombres de referencia en el ámbito de la creación cultural como Sergio del Molino, Marta Sanz, Agustín Pery, Jorge Carrión, el argentino Andrés di Tella o la chilena Carolina Astudillo.


La recta final. El público todavía puede disfrutar de varios actos antes de la finalización de esta edición. En concreto, esta tarde, el Teatro Bretón acoge la  presentación de los resultados del taller de narrativa dramatúrgica Casa de Lucía Miranda, tras la cual, se representará la obra Celebraré mi muerte. El montaje narra la historia del primer médico condenado en España por practicar la eutanasia. A continuación se celebrará el encuentro con la  conversación de Lucía Miranda con Vi?ctor Morilla.
El sábado, el broche final lo pondrá el concierto de Los saxos del averno, con la colaboración de El combo del apocalipsis; la cita será las 19:30 horas en el Auditorio del Ayuntamiento de Logroño.  Una propuesta musical para despedir la edición 2020 de un festival que sitúa a la capital riojana en el epicentro de las narrativas. «Para la ciudad, supone ser un referente cultural durante estos días», apunta Carmen Urquía, concejal de Cultura del Ayuntamiento de Logroño.


Entorno virtual. A falta de dos jornadas, los organizadores valoran positivamente el desarrollo de esta edición tan especial, por el momento en el que se celebra, en medio de una pandemia. «El balance es muy positivo, estamos muy satisfechos con la respuesta que estamos teniendo en las redes sociales», asegura Urquía.
 Las especiales circunstancias en las que se está desarrollando este año CUÉNTALO han obligado al festival a adaptarse a la nueva realidad, en la que la presencialidad comparte espacio con lo virtual. 
«La esencia del festival es el público», explica Urquía quien considera que la difusión a través de la red ha aportado cosas nuevas y les ha permitido llegar a más personas.  Por ejemplo, las diferentes conversaciones se difunden por internet, aunque alguna ha contado con espectadores presenciales y siempre cumpliendo estrictamente las medidas de seguridad. 
«La emisión online de las conversaciones tiene la ventaja de que cualquiera puede escucharlas, en ese sentido hemos ganado mucha visibilidad», afirma Urquía que valora también que, al no ser necesaria la presencia física de los ponentes en Logroño, «ha permitido contar con creadores internacionales que de otra forma hubiera sido muy complicado». 


Otras propuestas. Una de las particularidades de este festival es que conecta disciplinas como la ilustración, la literatura, el cine, la música y el teatro. Propuestas diferentes y originales como la de siete jóvenes artistas, de Logroño o vinculados con la ciudad, que han ilustrado los escaparates de siete librerías de la capital, o la exposición virtual La muerte en juego, una muestra que explora un territorio en el que detenernos a buscar todo aquello que permanece cuando dejamos de estar; en el que jugar es morir, y en el que la muerte no es más que un precioso juego. 
CUÉNTALO se ha amoldado a las nuevas circunstancias  sin perder su esencia. «A pesar de todo, el festival ha sabido adaptarse manteniendo su identidad, y seguir siendo referencia nacional».