scorecardresearch

Habrá un PERTE para apoyar al sector agroalimentario

SPC
-

La idea es respaldar proyectos transversales que puedan ayudar en el proceso de innovación y digitalización del conjunto de la actividad

Habrá un PERTE para apoyar al sector agroalimentario - Foto: Jesús HellÁ­n

El Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación, junto al de Industria, Comercio y Turismo, presentará en otoño un Proyecto Estratégico para la Recuperación y Transformación Económica (PERTE) para el sector agroalimentario, que contará una dotación que rondará los 1.000 millones de euros, según ha avanzado el titular de Agricultura, Luis Planas. «Estamos preparando conjuntamente con el Ministerio de Industria un PERTE agroalimentario para presentarlo en el Consejo de Ministros este otoño y que contará con una dotación que aún no está definida, pero que rondará los 1.000 millones de euros», ha indicado el ministro.

En concreto, el sector agroalimentario, que ha sido uno de los grandes protagonistas en la crisis del Covid-19 y uno de los motores exportadores de la economía española, es el segundo sector que más manifestaciones de interés ha presentado en el marco de las propuestas para aprovechar los fondos europeos de recuperación, tan solo superado por el de la automoción, que ya cuenta con su propio PERTE. Planas ha subrayado que el agroalimentario es «muy competitivo» y cree que este PERTE debe servir para impulsar la «digitalización y la innovación» del sector.

«Estamos buscando proyectos unificadores que, a nivel sectorial y de las propias federaciones y asociaciones, sean gestionados colectivamente, es decir, no una ventanilla individual para empresas, sino proyectos que puedan ser trasversales y que puedan sectorialmente llevar un proceso de innovación o un proyecto de digitalización que sea positivo», ha explicado Planas, que ha precisado que tiene que haber un «un equilibrio territorial de las inversiones», porque este sector cubre al conjunto de las comunidades autónomas. El ministro ha señalado que se trata de una «oportunidad única para ese proceso de relanzamiento del conjunto de la economía y de la capacidad productiva de España», ha recalcado.