scorecardresearch

"O se corta la transmisión o habrá muchos más muertos"

Efe
-

La presidenta del Colegio de Médicos insiste en la recomendación al Gobierno de La Rioja de extender las medidas anticovid hasta el confinamiento obligatorio, dada "la preocupante situación sanitaria"

Inmaculada Martínez, presidenta del Colegio de Médicos de La Rioja - Foto: El Día

La presidenta del Colegio Oficial de Médicos de La Rioja, Inmaculada Martínez Torre, ha afirmado este jueves a Efe que "o se corta la transmisión de la covid-19, o va a haber muchos más muertos en esta comunidad autónoma".

Martínez Torre se ha referido a la recomendación de la institución colegial al Gobierno de La Rioja de extender las medidas anticovid hasta el confinamiento obligatorio, dada "la preocupante situación sanitaria" provocada en esta comunidad por la pandemia del coronavirus.

Esta recomendación se ha efectuado a través de la Comisión Asesora Covid del Colegio de Médicos, ante la presencia de "una tercera ola de la pandemia, con datos absolutamente tremendos, en número de infectados, ocupación de camas UCI y una subida espectacular y muy progresiva de la covid-19, ha añadido su presidenta.

Este jueves, según los datos facilitados por el Ejecutivo riojano, esta comunidad ha superado los 1.000 casos por habitantes en la incidencia acumulada a 14 días, al alcanzar los 1.042, que hace 24 horas era de 967,49; mientras que la ocupación de las camas covid en la UCI del Hospital San Pedro de Logroño es del 64,81 %, 7,41 puntos más; pero si se tienen en cuenta a todas las patologías sube el 77,78 %.

Martínez Torre ha reconocido que el confinamiento obligatorio de la población es una medida "extrema", pero ha recalcado que, desde el punto de vista de la institución colegial, es lo recomendable actualmente, ya que "la primera oleada de la pandemia se doblegó con un confinamiento".

Desde su punto de vista, "se ha salvado la Navidad (en España) y ha sido un error" porque las consecuencias se "están viendo" en La Rioja y en el conjunto nacional con "una progresiva extensión de la pandemia" y esta tercera ola de la pandemia va a "desbordar" el sistema sanitario riojano más que la primera.

Martínez Torre ha valorado, respecto a la primera ola de la pandemia, la reciente llegada de la vacuna contra la covid-19, pero entiende que no es suficiente, no por falta de personal sanitario para administrarla, sino porque considera que el número de dosis no es suficiente y cree que serían necesarias más vacunas en esta comunidad.

Por ello, ha abundado en la recomendación de una mayor restricción de la movilidad porque la presión sanitaria en esta comunidad "se va a desbordar" y va a llegar el momento en el que cree que no se podrá hacer -en el ámbito hospitalario- nada más que atender a patología coronavirus y "va a morir mucha gente" de covid y de otras patologías.

La presión hospitalaria es "tremenda", dado que "están entrando una media de 30 ingresos al Hospital San Pedro -centro hospitalario de referencia en la comunidad- y de ellos, un porcentaje va a la UCI, que ya está petando; y se van a tener que abrir más quirófanos para camas UCI", ha incidido Martínez Torre.

Ha expresado el apoyo del Colegio de Médicos a las medidas de restricción aprobadas ayer, miércoles, por el Gobierno de La Rioja para tratar de cortar la cadena de transmisión de la pandemia, que no llegan a ser un confinamiento total de la población, aunque endurecen todo lo relacionado con la agrupación de personas.

Entre estas medidas, que entrarán en vigor mañana, viernes, y permanecerán, inicialmente, hasta el 23 de febrero, están el cierre de locales, establecimientos, servicios y actividades no esenciales; el confinamiento perimetral de los 174 municipios, excepto para acudir a comprar bienes básicos, a trabajar, a centros sanitarios y educativos y a cuidar a personas que lo precisen, y la prohibición de reuniones salvo la unidad familiar.

El Colegio de Médicos insiste en que la situación sanitaria se está poniendo tan complicada en el ámbito hospitalario que lo recomendable es avanzar más en la restricción hasta, al menos, parar el ascenso de la curva, ha asegurado.

Por su parte, la presidenta del Gobierno de La Rioja, Concha Andreu, en declaraciones a los periodistas, ha indicado que su Ejecutivo escucha la opinión de los médicos, pero ha recalcado que las decisiones de su departamento se basan en los datos epidemiológicos.

Además, la consejera de Salud, Sara Alba, ha indicado, en su comparecencia parlamentaria para informar sobre la situación epidemiológica en La Rioja, que esta comunidad está a favor de adoptar el mayor número de medidas que limiten la movilidad y "tenemos una profunda duda de si adelantar el toque de queda -actualmente vigente en las 22 horas- puede llevar a reducir esa movilidad o acumular esa movilidad antes".

"Si tenemos la certeza de que ese adelanto va a ser beneficioso, estamos a favor, pero si el movimiento de personas se va a acumular en otro tiempo, tenemos dudas", ha subrayado.

Sobre la decisión adoptada ayer en el Consejo Interterritorial de Salud de mantener, inicialmente, el toque de queda a las 22 horas y no adelantarlo a las 20, como pedían algunas comunidades, Andreu ha dicho que no se puede utilizar este órgano para hacer "política".