scorecardresearch

Los riojanos recuperan un año de esperanza de vida perdido

Feli Agustín
-

Se sitúa en 83,25 años, tras subir desde los 82,47 de 2020, pero sigue en niveles de 2012. En la mitad el país se vive más que en La Rioja, donde las mujeres llegan a los 86,11 y los varones a 80,4

Los riojanos recuperan un año de esperanza de vida perdido

Eurostat, la Oficina Europea de Estadística, constataba hace unas semanas la caída generalizada de la esperanza de vida  en el continente debido a la afección de la covid, que atacó sin ninguna piedad, una embestida de la que no se ha librado La Rioja,  que ha retrocedido a las cifras que presentaba en 2012. Así, y  de acuerdo a la información que facilita la oficina europea de estadística, la esperanza de vida en el primer año de la pandemia cayó en esta comunidad un 1,7, al igual que Navarra y con tasa algo mejor que, además de Madrid y Castilla La Mancha, Castilla-León (-2,3), Aragón (-2,1) y Cataluña (-2).

Estos datos han sido en junio ajustados y actualizados por el INE, que situó el descenso de la esperanza de vida en esta comunidad en 1,34, de tal manera que los riojanos nacidos en 2020 podían esperar llegar a los 82,47, edad que se elevó en 2021 a 83,25;un crecimiento que comparte con España, donde se situó en 83,06.

Además del descenso de la mortalidad por el covid 19, los hábitos de vida saludables también ayudan a aumentar la esperanza de vida.Además del descenso de la mortalidad por el covid 19, los hábitos de vida saludables también ayudan a aumentar la esperanza de vida. - Foto: Ingrid FernándezA pesas de esta mejoría, la covid ha dejado una cicatriz importante y la esperanza de vida ha retrocedido a niveles de 2012, cuando era de 82,66, y 0,6 años por detrás de 2016, el mejor año, cuando se colocó en 83,79; y del 83,61 de 2018 y 2019.

Las mujeres siguen con expectativas de mayor longevidad que los varones,  86,11 años de unas frente a los 80,46 de los otros. En el caso de las féminas, la esperanza de vida pasó de 86,60 de 2019 a los 85,46 del año de la pandemia y a los 86,11 de 2021;en el caso de los varones, la pérdida fue aún mayor: de 81,06 cayó a 79,60 en 2020 para remontar a los 80,46 del año pasado.

Con estos datos, y según las cifras del INE, hay 24 provincias españolas, la mitad, donde la esperanza de vida es más alta que en La Rioja, en un listado que encabeza Salamanca, el lugar donde más años se vive, en concreto, 84,74 años. Le siguen Madrid (84,64 años), por delante de tres provincias vecinas de La Rioja, Burgos (84,53 años)  Álava (84,34 años) y Navarra (84,32). Soria, con 83,68, y Zaragoza (83.10), también nos superan. Por el contrario, la esperanza de vida y los valores más bajos se dan en e el sur: Ceuta (78,2 años) y Melilla (79,4) y en las provincias de Cádiz (80,66 años), Huelva (81,14), Jaén (81,75 años), Málaga (81,79) y Granada (81,81 años).

Nivel de estudios. El INE también apunta que a mayor nivel de estudios es más elevada la esperanza de vida. Así, un riojano que tuviera 25 años en 2020 con educación primaria podía esperar vivir 56, 2 más, dos años menos que los 58,2 de 2019;quien hubiera terminado la primera etapa de ESO, 57,72 más (eran 58,65 un año antes);quien había concluido Secundaria, tenía 58,11 años por delante (59,17) y otros 59,18 frente a los de 59,65 de 2019 quienes hubieran completado educación superior.

 Según la oficina europea, en 2020, 5.184. 077 personas murieron en territorio de la UE frente a los 4.653.033 de 2019, un severo incremento que supera los 530.000 fallecimientos en un año. Con ello, la tasa de decesos se elevó a 11,6 por 1,000 habitantes, estos es, 1,2 puntos más que en 2019. A nadie escapa la factura tan alta que ha pagado nuestro país, que experimentó un incremento de la mortalidad del 17,9%, al pasar de  418.703 fallecidos en 2019 a 493.776  el año siguiente, para convertirse en el país que mayor retroceso experimentó en cuanto a la esperanza de vida en la Europa de los 27: 1,6 años. Por ello, con 82,4 años,  ha cedido a Irlanda el honor de ser el país de la UE con mayor expectativa de vida.